Durante el curso PADI Open Water Diver, aprenderás lo que has de saber para explorar el mundo subacuático utilizando un equipo de Scuba.  Para la mayoría, se trata de un reto gratificante que no es demasiado difícil.  El entrenamiento es importante por las siguientes razones:

  • Permite que el buceo sea gratificante y tenga sentido, por lo que puedes sacarle el partido que quieras.
  • Debes evitar, reducir o gestionar posibles peligros.
  • Como cualquier deporte de aventura, el deporte conlleva unos riesgos que debes aceptar.

La certificación muestra que has cumplido los requisitos del curso.  Los centros de buceo y resorts exigen ver la certificación antes de alquilar un equipo de Scuba o rellenar los cilindros.  Como PADI Open Water Diver, recibirás entrenamiento hasta una profundidad máxima de 18 metros/60 pies (tu entrenamiento real puede ser a una profundidad menor).  También te prepararás para poder bucear en condiciones iguales o mejores que en las que has sido entrenado, siempre y cuando respetes los límites sin paradas que marquen tu ordenador o tablas de buceo (estos límites se cubren en las secciones cuatro y cinco). Como PADI Scuba Diver, puedes bucear bajo la supervisión de un PADI instructor o PADI Divemaster hasta un máximo de 12 metros/40 pies.